Un Caballero Morton siempre tiene el control. Si tú no trabajas por lo que quieres, alguien lo hará por ti. Siempre tienes que estar preparado para aprender, sorprender y defender lo que te pertenece. Esto requiere de una estrategia y trabajo.

Para ganar puntos con ella, siempre tienes que tener un as bajo la manga (o varios). Es por esto que te traigo 7 pasos que nunca fallan en San Valentín… Y en todo el año:

1. Los Hombres Morton siempre tenemos tiempo para sorprender

Déjale el desayuno listo, escríbele una carta, llévale una taza de café a la cama, antes de irte al trabajo.

pasos que nunca fallan en San Valentín

2. Los Hombres Morton somos observadores

Si le gustan los perfumes, regálale perfumes. Si le gustan las flores, regálale flores. El truco está en no preguntar, sino en observar.

pasos que nunca fallan en San Valentín

3. Los Hombres Morton sabemos hacernos la vida fácil, con estilo

Envíale a su casa u oficina entradas a un concierto, al cine o a una obra de teatro.

pasos que nunca fallan en San Valentín

4. Los Hombres Morton contamos con aliados

James Bond tiene los suyos. Tú también deberías tenerlos.

pasos que nunca fallan en San Valentín

5. Los Hombres Morton las sacamos de la rutina

Un escape de fin semana es todo lo que necesitas.

pasos que nunca fallan en San Valentín

6. Los Hombres Morton no nos distraemos, prestamos atención a lo que importa

Deja el celular a un lado. Olvídate de los negocios y de las redes sociales por un par de horas.

pasos que nunca fallan en San Valentín

7. Los Hombres Morton tenemos estilo

Tu personalidad se ve reflejada en tu manera de vestir. Tener una buena presencia es algo que toda mujer nota. Vístete con estilo y a la medida.

pasos que nunca fallan en San Valentín

Concluyo esta lección con una frase de mi gran amigo Warren Buffet: “El miedo proviene de no saber lo que estás haciendo.” Deja el miedo y toma el control de la situación haciendo pequeñas o grandes cosas y verás que ella será quien dará el siguiente paso.

Puedes empezar por estos 7 pasos que nunca fallan en San Valentín… Y en todo el año. Ponlos en práctica y verás los resultados. Después me cuentas cómo te va.

pasos que nunca fallan en San Valentín