¿Sabes que a la hora de escoger tu ropa, no solo basta con que consideres el corte adecuado, la calidad de la tela, o la originalidad de la prenda? Tu tono de piel es muy importante.

Escoger sabiamente la paleta de color ideal es fundamental para que tu armario te favorezca en cualquier ocasión. Y con tantos colores de piel y opciones para vestir, está bien que aceptes un consejo.

Es importante, ante todo, que sepas qué tipo de caballero eres y que tomes toda la información que voy a compartir como una sugerencia y no como una limitación. Mi intención es darte herramientas que te ayuden a imprimir tu estilo personal a tu forma de vestir.

El primer reto, cuando hablamos de color, es determinar tu tono de piel. Para ello, conozco dos trucos. El primero es preguntarte cómo reacciona tu piel ante la luz del sol.

Si en lugar de broncearte, te quemas, o si estás familiarizado con el color “rojo langosta”, eres de piel pálida. Si eres el del bronceado fácil, el que adquiere tonos dorados, pues tu piel es intermedia o tropical. Si el sol, en lugar de tostar o encender tus tonos los lleva hacia una paleta más oscura, casi grisácea, pues eres de piel morena.

El segundo truco para determinar tu tono de piel, si es que aún te cabe alguna duda, es mirar las venas de tu muñeca bajo una cantidad considerable de luz natural.

Si eres pálido o blanco, pues describirías el color de tus venas como azul o incluso morado, mientras que si tu color de piel es un poco más mixto o tropical, las venas se verán más verdes. Si eres moreno, te costará responder esta pregunta y sentirás cierta confusión al tratar de distinguir el color de tus venas. ¡Relájate! Es normal.

La buena noticia es que, sin importar cuál es tu tono de piel, hay una amplia gama de colores que pueden beneficiarte a la hora de vestir.

 

Colores de ropa para pieles pálidas

Colores para Vestir Piel Blanca Hombres

El contraste te invita a incorporar tonos fuertes, intensos, especialmente de colores fríos. Los ideales para ti son el azul marino, el vino, el verde botella, el turquesa, el púrpura.

Todos los matices de azul te van bien, por lo que puedes intentar con el celeste. También te favorecerá siempre el negro y el blanco, pero trata de no abusar de ellos porque podrían hacerte ver demasiado pálido.

Mantente alejado del beige, puesto que parecerá que no llevas nada puesto, como del amarillo en todos sus matices (especialmente el mostaza), porque te hará ver enfermo.

 

Colores de ropa para pieles tropicales

Paleta de Color para Vestir Hombres de Piel Bonceada

Si eres de piel tropical o apiñonada, pues eres muy afortunado, ya que este es el tipo de piel al que le queda bien casi cualquier color. Puedes utilizar tanto colores intensos como pasteles.

Los colores cálidos como el naranja te harán ver más bronceado, pero si quisieras verte más blanco, intenta vestirte de un azul celeste o de un verde militar. El beige es un color perfecto para ti.

Mi consejo personal es que no abuses del negro o de colores demasiado oscuros como el marrón, pues no estarás aprovechando las cualidades naturales de tu piel.

Colores de ropa para pieles morenas

Paleta de Colores Para Vestir Hombre de Tono de Piel Oscura

Si eres de piel morena, debes tratar de usar colores llamativos. El blanco será tu mejor aliado, pues generará el contraste perfecto con tu tono de piel.

Además te convienen los amarillos en todas sus formas y los verdes chillones. Busca la versión más eléctrica de tus colores favoritos. Evita los tonos oscuros como el azul marino, el verde oscuro o el púrpura, porque no harán resaltar tus atributos.

Tu paleta ideal es opuesta a la de los de piel pálida.

 

Como puedes ver, el blanco y el negro forman parte de las recomendaciones para cualquier tipo de piel: de allí que sean los colores clásicos y los imprescindibles en la vestimenta de etiqueta. El denim o tela de jean con su color característico es también una apuesta segura para hombres de cualquier color.

Mi recomendación final es que busques una celebridad que se parezca a ti en cuanto a color. No importa la edad, la consistencia, ni la estatura. Asegúrate de que tenga un tono de piel y de cabello similar al tuyo y, por supuesto, de que sea una referencia de estilo.

Deja que otro experimente y tú, quédate solo con sus aciertos, dándole además tu toque personal. Puedes, por ejemplo, mandar a hacer tu camisa de vestir a la medida y con la tela, corte y color que más te beneficien. Te aseguro que una vez que lo hagas, no vestirás de otra forma.

 

¿Ya sabes de qué color será tu próxima prenda de vestir?